domingo, 11 de diciembre de 2005
Inventario 11
Xavier Velasco y Pedro Ángel Palou García: prolíficas personas y escritores.

Martes 15 de marzo en la frontera con el 16, prendí mi caja idiota en el canal 13 de Tv Azteca y tuve la oportunidad de ver una entrevista que le hicieron a Xavier Velasco, el autor de la novela Diablo Guardián, ganadora del premio Alfaguara 2003. Una vez más me convencí de su forma de ser. Hay algunos seres adultos y escritores de ya más de 30 años que deberían aprender algo de él: No deja de ser uno mismo. El es un niño en grande, aficionado al Internet, a los videojuegos, a la Coca-Cola y su mejor amigo es un perro. Pedro Ángel Palou García, autor de Con la muerte en los puños, ganadora del premio Xavier Villaurrutia 2003, es otro de los tantos seres que tiene mucho que enseñarles a los adultos de hoy. Tiene tiempo para el trabajo, para sus hijos, para escribir, para atender su restaurante, para dar clases y para estar con los amigos. Esas características las pudimos ver semanas atrás en una entrevista que le realizó Gloria Mejía en este Diario Cambio. Bienaventurados sean los que lleguen a ser como estos dos personajes. En resumen estos dos personajes viven la vida con mucha pasión.

Se busca filósofo (a), literato (a), antropólogo (a) e historiador (a).

Eso pidió una estudiante de Humanidades de alguna de las tantas universidades asistentes a Espacio 2005, realizado en San Luis Potosí. La susodicha “pseudo humanista”, por cierto pululan por todas las universidades, se quejaba de que las empresas en general no empleaban humanistas y que no se les daba chance de trabajar antes de acabar la carrera, pero se contradijo al comentar la falta de tiempo, para poder trabajar. Si la conociera y tuviera la oportunidad de cruzar palabra con ella, la invitaría a ver la historia de Diario Cambio, Roberto Martínez Garcilazo empezó a escribir en este diario a la edad de 23 más o menos, el caso de su servidor es un ejemplo, Miguel Ángel Andrade coordinador del suplemento sabatino Cámara es otro. Con ello queda fuera su protesta, el chiste se encuentra en buscar. Y podría seguir con la lista. Personas con ese pensamiento no pueden representar las humanidades.

Las elecciones de consejeros en el COLLHI.

Concurridas, más de lo que se esperaban. Ningún contratiempo. Todo corrió con calma. Los estudiantes votaron, eso fue bueno, los humanistas tenemos la obligación de cumplir con los derechos que nos otorga la constitución mexicana y en este caso la BUAP. Sólo faltó que el voto fuera “útil”, a título personal considero que lo mejor hubiera sido que la planilla que contaba con la representación de los cuatro colegios, quedara completa y no a la mitad, pero los estudiantes decidieron que el poder se repartiera en dos planillas. Se respeta. Ahora queda que trabajen en las promesas de campaña. Seguro estoy que el Héctor Sánchez Cortés y Verónica Villarreal Muñoz, cumplirán con su labor y serán la voz de los candidatos de su planilla que no fueron electos.

Inventario Sentimental

Reproduzco unos fragmentos de un intento de prosa de poética, publicada en mi columna pasada. La razón de volver a poner el texto es para el deleite del lector (a) y para que ella la pueda leer ahora. A falta de voz, mejor letras…Al fin que las letras se quedan para la eternidad. En http://spaces.msn.com/members/alfredogodinez, la versión completa del texto.

Un texto escrito a bote pronto pensando en la Santa, pero sin nombrarla. Evocándola, pero evocándome. Sin lógica ni coherencia, porque estas cosas de los sentimentalismos tampoco las tienen. O bien se podría llamar muchos párrafos desesperados de un poeta, para una mujer.

I No hay peor nostalgia que añorar lo que nunca jamás sucedió. Ya lo sé. No necesitas repetírmelo, tampoco quiero que me digas por enésima vez que es letra de Joaquín Sabina. Pero tengo y debo aclararte que yo no ando Con la frente marchita, más bien yo tengo el corazón podrido de latir. Mi alma también llegó a un hartazgo imposible de evadir y mi ser se encuentra cayendo lentamente en un precipicio del cual ni vi su inicio ni vislumbro su final.
VI Un poeta llamado Eduardo Casar, dijo alguna vez en un poema: Quisiera estar a dos pasos de ti. Y que uno fuera mío y el otro fuera tuyo.
X Mi poesía se carga de lejanía, tristeza y de la agonía de no tener entre mi vida a la Musa que un día vino para quedarse, pero también para irse. Pero tú no eres lejanía, pero tampoco vives en la cercanía, sólo rondas por la vereda de mi levedad del alma, del ser, de la que narra Kundera.

Fin del texto sin final, ni principio. Puebla de mi perdición, adonde quede el texto y cuando a la persona le llegue, en el año que deba.
 
posted by Alfredo Godínez at 17:24 | Permalink |


0 Comments:


La Fuga re-inventada(inventario-juvenil.blogspot.com) 2005-2008. Creado por Pingtajo (Alfredo G.) desde Puebla de los Ángeles, los camotes, los borrachitos, el mole poblano y los preciosos con coñac también.